Search
And press enter
Uncategorized Septiembre 10, 2019

La Historia de la Escuela Templo de Karnak

Lo perfecto viene de lo perfecto.

Quita lo perfecto a lo perfecto,

y lo que queda es perfecto.

ISHA UPANISHAD

Existe, o al menos existió una vez, una escuela secreta (o hermandad, o monasterio) en Afganistán que durante miles de años se llamó Sarmun Darq. El nombre de la escuela significa “colmena” o “recolectores de miel”.  Se dice que G. I. Gurdjieff, uno de los grandes maestros espirituales del mundo, estuvo indagando durante muchos años sobre el origen de las enseñanzas esotéricas y que finalmente hallo lo que buscaba en Sarmun Darq.

El objetivo de esta escuela – ha habido y sigue habiendo muchas otras de este tipo – consiste en recopilar y preservar ciertas categorías de conocimientos relativos al alma humana, sobre todo en una época en que dicho conocimiento parece disiparse. Esta actividad y su significado tienen profundas repercusiones en nuestra evolución humana. Sin ellas dejaríamos de evolucionar.

Los místicos y maestros recopilan y guardan los conocimientos sagrados y principios esotéricos en gran parte del mismo modo en que las abejas recolectan la miel, aunque ellos cuentan con la capacidad de concentrar y cambiar los néctares cuando están juntos, de modo que cuando llega la hora de acceder a los <>, el conocimiento guardado servirá para informar a los muy curiosos y para ayudar a quienes buscan la verdad.

Al dar nuevos significados a textos antiguos, o cambiar los rituales y técnicas de meditación, los grandes maestros crean nuevas obras. Los secretos de la comprensión esotérica se replantean y enseñan con nuevas formas. Se toman prestados métodos de una tradición, que se emplean para informar otra, se crean leyendas en las que se ocultan piezas de sabiduría magistralmente concebidas. A medida que pasa el tiempo, las verdades que antaño saltaban a la vista se empañan; se ocultan a la espera de ser redescubiertas.

Existen maravillosos fragmentos del conocimiento sagrado en los mitos y los ritos religiosos, en los sonidos sacros, en el arte sacro y la arquitectura sacra, y las sagradas escrituras de todas las culturas encierran profundos mensajes que se van traspasando de generación en generación.

En numerosas culturas se cuentan historias de viajes y búsquedas místicas en las que un héroe o heroína, ante un momento crisis, siguiendo la llamada de la propia salvación o de la causa de la humanidad, se ponen en camino. La solución al problema se halla mediante bellos simbolismos, y los buscadores vuelven a casa en busca de paz y una armonía más profunda. Llenos de sabiduría y de enseñanzas hábilmente disimuladas, estos relatos se narran una y otra vez, quedando grabados en las mentes y los corazones de los oyentes. Cuando su significado real se oscurece con el paso del tiempo, como ocurre en ocasiones, prevaleciendo interpretaciones falsas, la verdad permanece dormida en estado latente, de modo que, cuando llega la hora y el significado original sale de nuevo a la luz, los cuentos vuelven a la vida con sus lecciones de sabiduría.

Un gran número de culturas construyen sus templos basándose en una idea del espacio que representa el cosmos en miniatura o algún aspecto del mito de la creación en que se manifiesta lo divino. Catedrales, mezquitas, sinagogas e iglesias, todas incorporan elementos en su diseño estructural destinados a intensificar los sentimientos devotos. Muchas personas experimentan lo que afirman ser un estado divino cuando entran en esos espacios sagrados, algo que no ocurre por casualidad. La acústica, los colores, la luz y muchos elementos ocultos propician una experiencia que se ha ido refinando en el curso de siglos a través de la experimentación. Durante largos periodos, los diseños vienen dictados hasta el detalle por la normativa religiosa, luego el tiempo pasa y las normas se pierde, La gente olvida cómo construir los espacios sagrados, y si no fuera por su permanencia, se perderían muchos conocimientos especializados. pero las claves se encuentran allí, grabadas en piedra e inscritas en formas.

Priya Hemenway. El Código Secreto. La misteriosa fórmula que rige el arte, la naturaleza y la ciencia. Editorial Evergreen. Capítulo 7. La Proporción Áurea en la Mística. Página 165, 166, 167.

1
Hola, ¿en qué puedo ayudarte?
Powered by